¿CUÁL ES TU PRESUPUESTO?

¿Qué presupuesto tienes para tu casa? Revisa tus ingresos, ahorros y deudas para calcular tu presupuesto.

¿Cuánto puedes pagar?

Ahora que ya sabes qué buscas, el siguiente paso es definir el tipo de casa que puedes permitirte. Habrás de revisar tus ingresos, ahorros, gastos mensuales y deudas.

Al principio del proceso, tendrás que solicitar la precandidatura para la hipoteca o el préstamo. Esto te permitirá proceder con rapidez cuando hayas encontrado la casa adecuada, sobre todo si hay otros compradores interesados. Además esto le muestra al vendedor que vas en serio y que puedes permitirte la propiedad. La aprobación previa es un sencillo cálculo que hace el prestamista hipotecario que indica cuánto podrás financiar mediante el préstamo y cuánto pagarás mensualmente.

La cantidad que puedes destinar a la compra de tu casa dependerá de varios factores, como por ejemplo:

  • Ingresos brutos.
  • Los fondos que tengas disponibles para la entrada, costes del cierre y las reservas de efectivo que requiere el prestamista.
  • Tus deudas.
  • Tu historial crediticio.
  • El tipo de hipoteca que elijas.
  • Los tipos de interés actuales.

Otro número que usan los prestamistas para calcular cuánto puedes pagar es la proporción entre tus ingresos y los gastos de la vivienda. Esta proporción viene determinada por los gastos mensuales previstos de la vivienda, que consisten en el pago principal y de intereses, los pagos de impuestos sobre bienes inmuebles y las primas del seguro del préstamo de tu nueva casa.

Cada comprador es un mundo, así que un experto hipotecario podrá ayudarte a averiguar cuánto puedes permitirte pagar. Tus ingresos y deudas serán los más determinantes para definir tu margen de precios. Es tan fácil de estimar que tú mismo puedes hacer el cálculo con nuestra calculadora de asequibilidad.